Publicado: 13/09/2017
Fiscalía se queda sin fosa común y culpan a la MPT
Jefe de División de Medicina Legal, César Quito, y exgerente de Defensa Nacional, César Flórez, aseguran que el predio volvió al Pech porque comuna no lo habilitó.
ANARQUÍA. Invasores ocupan área que fue destinada para entierros en desastres por el Ministerio Público.

Tierra de nadie. Con la voz cargada de mortificación y sin esconder un ápice de impotencia,el presidente del Cuerpo Médico de la División de Medicina legal (DML) del Ministerio Público de Trujillo, César Quito Santos, reveló ayer que un terreno ubicado en las faldas del cerro Cabras (La Esperanza) –el cual les fue asignado para fosa común en caso de siniestros– revirtió al Proyecto Especial Chavimochic (Pech) tras no ser acondicionado por la comuna local y, encima, ser invadido por 150 familias.


“En una reunión de plataforma del Coer (Centro de Operaciones de Emergencia Regional), el 2016, pedimos que se nos asigne el Complejo Recreacional La Rinconada o el coliseo deportivo del municipio, situado frente al cuartel del Ejército, como centros de morgues alternas para casos de desastres masivos. Sin embargo, por decisión política nos asignaron (un área en) las faldas del cerro Cabras que, lamentablemente, está invadida por unas 150 familias, pese a ser zona de emergencia”, aseveró con firmeza.


Pero eso no es todo, pues, según dijo, como la Fiscalía no declaró el espacio como zona intangible para casos de emergencia ni tampoco se efectuó el acondicionamiento y habilitación geográfico, el terreno volvió a manos del Proyecto Especial Chavimochic (Pech), dejando al Ministerio Público liberteño sin ningún espacio para realizar necropsias o inhumar cuerpos de personas fallecidas a causa de desastres naturales como terremotos o grandes inundaciones.


Por otro lado, el exgerente regional de Defensa Nacional, César Flórez Corbera, confirmó la situación aduciendo que en el Plan de Operaciones de 2012,dicho espacio había sido considerado como posible fosa común y responsabilizó a la municipalidad de Trujillo de haber dejado que el bien retorne al Pech.


“El Plan de Operaciones de Emergencia del 2012 fue elaborado por el municipio de Trujillo y, por lo tanto, ellos debieron ver la planificación territorial. Ese terreno, en las faldas del cerro Cabras, estuvo destinado para fosa común y le pertenecía a Chavimochic, pero en el 2014 el área regresó al Pech porque fue invadida por 150 familias. La comuna no tomó ninguna acción ni adecuóel terreno a las normativas para manejo de cadáveres; todo se quedó en el papel”, aseguró entono enfático.